Nota Web



Línea Púrpura: 1.800 mujeres orientadas este año

Desde el pasado 13 de febrero, cuando la Alcaldía de Enrique Peñalosa extendió los horarios de atención de la Línea Púrpura y la puso en funcionamiento las 24 horas del día los 7 días de la semana, más de 1.800 mujeres han sido atendidas llamando al 018000112137.

Esta línea distrital gratuita, además de ser un canal de prevención para mujeres víctimas de las violencias o en riesgo de maltrato, es una alternativa para orientar, atender, acompañar y hacer seguimiento en casos de alteración emocional, diagnósticos psiquiátricos, cuidado de la salud y otros tipos de asistencia.

A través de esta línea de ‘Mujeres que escuchan Mujeres’ se atienden en promedio de 8 a 10 llamadas en altas horas de la noche y la madrugada, y desde que se implementó la atención 24 horas el número de llamadas ha incrementado en fines de semana y días festivos.

Luz Dary Pedraza, directora de Línea Púrpura, explica que “aunque no es una línea de emergencias durante la noche, se han presentado casos donde es necesario establecer comunicación con la línea 123 para realizar intervención en crisis y acompañamiento a mujeres que se han comunicado en otro momento y que solo en la noche les es posible llamar”.

La Línea Púrpura es liderada por las secretarías de la Mujer y de Salud, y quienes atienden vía telefónica o a través de texto por WhatsApp (3007551846) son profesionales en el área de la psicología, enfermería y trabajadoras sociales.

“El whatsapp ha posibilitado no perder el contacto con las mujeres que al momento de llamar al 018000112137 no logran hacerlo de manera inmediata", explicó la directora de la Línea Púrpura.

Pedraza explicó que es importante aclarar que por temas de seguridad no atendemos por whatsapp. La herramienta solo se usa para establecer un contacto inicial.

La línea de WhatsApp, que registra en promedio 25 mensajes diarios, ha permitido orientar a mujeres en casos de violencia. “También permite establecer en qué momento pueden hablar o cuándo es prudente no llamar”, agrega la directora de Línea Púrpura.

Los casos con mayor prioridad son aquellos relacionados con mujeres en riesgo de feminicidio. En estos casos, quienes atienden las llamadas generan alertas y acciones necesarias para prevenir que la mujer siga siendo víctima de maltrato.

Con esta línea también se busca prevenir la mortalidad materna y orientación en casos de deseo de interrupción voluntaria del embarazo.