Alimentar palomas en Plaza de Bolívar está generando sobrepoblación

Foto: Instituto de Protección Animal

Foto: Instituto de Protección Animal

Lee antes de compartir:
18•Sep•2018
Publicado por: Jose Luis Martínez
18•Sep•2018
Publicado por: Jose Luis Martínez

Lo que para muchos es considerado beneficioso para las palomas como alimentarlas cuando están en la Plaza de Bolívar, les está causando daño.

Así lo reveló un estudio realizado durante 7 meses por el Instituto de Protección y Bienestar Animal (IDPYBA), en donde biólogos, veterinarios y otros profesionales descubrieron la afectación que están sufriendo las palomas cuando acuden a la Plaza de Bolívar en busca de alimento.

Cuando alguien les proporciona el alimento, les obliga a renunciar a su comportamiento natural de buscar comida por instinto. Además de esto, alimentarlas genera graves consecuencias en ellas como: sufrir enfermedades debido a su alimentación a cargo de humanos como la comida en descomposición y su sobrepoblación puede generar enfermedades entre ellas.

Además de esto, su excremento el altamente corrosivo, deteriora techos y estructuras consideradas patrimonio arquitectónico, así mismo, contaminan cuerpos de agua y espacios verdes.

El estudio reveló que durante un fin de semana en el que se incrementa la cantidad de turistas en la plaza, el número de palomas puede superar las 3.400. De lunes a viernes esta cifra llega a 1.300 todo esto demuestra que las aves visitan la Plaza de Bolívar solo en busca de alimento.

Para que los ciudadanos vayan tomando conciencia acerca de este problema, un equipo del IDPYBA adelanta un trabajo de campo en la Plaza de Bolívar en el cual les explican a todos los ciudadanos las consecuencias de alimentar las palomas.

También se adelantó un trabajo de socialización con los maiceros, la primera para darles a conocer el estudio y la segunda para propiciar encuentros con el Instituto para la Economía Social (IPES) y la Secretaria de Gobierno para estudiar las alternativas laborales.

Este estudio, liderado por la Alcaldía Mayor es el primer paso de una estrategia que tiene como objetivo velar por el bienestar de todas las aves.