Premiados los ganadores de la cuarta edición del concurso Bogotá en 100 palabras

Ganadores del concurso Bogotá en 100 palabras Ganadores del concurso Bogotá en 100 palabras. Foto: Secretaría de Cultura, Recreación y Deporte
Publicado:
10
Dic
2020
Escucha la noticia

En esta cuarta edición del concurso Bogotá en 100 palabras, que finalizó el pasado 18 de octubre, participaron 14.358 personas de todas las localidades de Bogotá en las tres categorías propuestas: 3.707 en la categoría infantil; 4.690 en la juvenil y 5.961 en la categoría adultos.

 

Desde la Secretaría de Educación del Distrito “celebramos el incremento en la participación de las categorías infantil y juvenil, con relación al 2019 en un 28 %, porque sabemos del esfuerzo de sus docentes y familias, y el nuestro, por incentivar la participación de los estudiantes, en un año en el que la literatura y Bogotá en 100 palabras también eran un pretexto para leer y narrar la nueva realidad, que para la comunidad educativa significó tantos cambios y retos” expresó la Secretaria de Educación, Edna Bonilla Sebá.

 

Durante la ceremonia se premió el cuento “No es cuento”, de Tatiana Asprilla, de 31 años, de la localidad de Engativá, como el mejor relato; adicionalmente, se entregaron tres menciones para el mejor de cada categoría:

 

  • Infantil: “Mattías el perro más rolo” de Nixon Jair Sana,13 años, localidad Bosa.

 

  • Juvenil: “Trans Oinelim” de Juan José Paredes, 14 años, localidad La Candelaria.

 

  • Adultos: “Laberintos” de Hernán Mauricio González, 46 años, localidad Engativá.

 

 

Por primera vez el concurso entregó 20 menciones adicionales, los ganadores recibirán cada uno, un bono de $500.000 en libros para ser reclamados en librerías de Bogotá.

 

Según Nicolás Montero, Secretario de Cultura, Recreación y Deporte, “es maravilloso conocer estos procesos de creación, pues nos involucran cada vez más con distintas formas de leer para la vida desde distintas aproximaciones y formatos. Tenemos la certeza de que la comprensión de lectura es vital para el progreso de cada niña, niño, joven y adulto y de todos como sociedad. Leer y escribir nos acercan cada vez más a crear nuevas formas de entendernos y encontrarnos”.

 

Este año, cuatro ilustradores fueron los encargados de traducir a imágenes los relatos ganadores. Por primera vez, el Festival de Libros para Niños y Jóvenes, en alianza con Casa Tinta y la ACLIJ, abrió un espacio de encuentro para que los ilustradores pudieran presentar sus portafolios a editores especialistas en libros ilustrados en un formato profesional de asesoría y retroalimentación.

 

Tras el cierre de la convocatoria, se revisaron 183 portafolios entre tres jurados: Diana Arias, Pilar Gutiérrez y Julián Velázquez, quienes seleccionaron 67 portafolios para los encuentros con editores y 16 para la galería, de esos 16 que expusieron sus trabajos, fueron elegidos los cuatro ilustradores que hoy presentan sus trabajos: Carolina Zambrano, Gabriela Otálora, Geison Castañeda y Ricardo Nuñez.

 

“En estos cuatro años hemos recibido alrededor de 46.800 relatos, cada uno de ellos nos ha permitido leer la Bogotá que viven cada día sus habitantes. Para la Cámara Colombiana del Libro, es motivo de celebración que cada año se sumen más personas al concurso, que el interés por la palabra escrita esté tan presente en niños, jóvenes y adultos. Este año, en particular, nos ha presentado innumerables retos, desde lo personal, hasta lo colectivo y el hecho de que 14.358 personas hayan plasmado en 100 palabras sus vivencias, recuerdos y anécdotas, nos demuestra que, a pesar de las circunstancias, podemos encontrar muchas formas de comunicarnos, de mantenernos cerca. Nuestra ciudad necesita que estos proyectos permanezcan y se fortalezcan, para poder consolidar procesos de formación de largo aliento y qué mejor forma de hacerlo que con la promoción del libro y la lectura, como herramientas transversales para fortalecer nuestra sociedad”, afirmó Enrique González Villa, presidente ejecutivo de la Cámara Colombiana del Libro.

 

La ceremonia de premiación, que por primera vez se realizó de manera virtual, contó con la participación del Secretario de Cultura, Recreación y Deporte, Nicolás Montero; la Secretaria de Educación, Edna Bonilla Sebá; la Directora del Instituto Distrital de las Artes, Idartes, Catalina Valencia; el Presidente de la Cámara Colombiana del Libro, Enrique

 

González Villa; Sandra Pulido Urrea, Gerente de ferias de la Cámara Colombiana del Libro y Soledad Camponovo de la Fundación Plagio.

 

El jurado estuvo conformado por la escritora, Yolanda Reyes en la categoría infantil; la editora Alejandra Algorta en la categoría juvenil y el escritor Ricardo Silva en la categoría adultos.

 

El relato ganador recibió un reconocimiento económico de $8.000.000 (ocho millones de pesos), de los cuales $1.500.000 están representados en un bono redimible en librerías de Bogotá; las tres menciones, una por categoría, recibieron cada una, bonos de $1.500.000 (un millón quinientos mil pesos), para ser redimidos en librerías de Bogotá; y los 20 relatos restantes, seleccionados por los jurados, recibieron bonos de $500.000 (quinientos mil pesos) cada uno, redimibles en librerías de Bogotá.

 

Las cinco localidades con mayor participación fueron Suba (2.643); Kennedy (1.580); Bosa (1.548); Engativá (1.345) y Rafael Uribe Uribe (1.077). Este año se incrementó la participación de niños y jóvenes, 31% y 24%, respectivamente, respecto a la edición de 2019. Los cien mejores relatos fueron incluidos en el libro de Bogotá en 100 palabras, que en esta ocasión estará disponible en versión digital en la página www.bogotaen100palabras.com

 

Con esta iniciativa, que ya llegó a su cuarta edición, la Alcaldía Mayor de Bogotá busca que los ciudadanos piensen la ciudad desde diferentes perspectivas y se animen a escribirla, como una forma de promover e incentivar la escritura creativa en la ciudad. El concurso cuenta con el apoyo de las secretarías de Educación y de Cultura, Recreación y Deporte, (SCRD), así como del Instituto Distrital de las Artes - Idartes, la Cámara Colombiana del Libro, (CCL), y la Fundación Plagio de Chile.