Línea Calma de Bogotá ha sido un salvavidas para más de un centenar de hombres

A la fecha en esta línea se han atendido más de 1.200 hombres, de los cuales 108 se encuentran activos trabajando en procesos psicoeducativos. Imagen: Secretaría de Cultura Recreación y Deporte. A la fecha en esta línea se han atendido más de 1.200 hombres, de los cuales 108 se encuentran activos trabajando en procesos psicoeducativos. FOTO: Secretaría de Cultura Recreación y Deporte.
Publicado:
29
Mar
2021
Escucha la noticia

La Línea Calma se creó como parte de una estrategia para contribuir a la transformación de las masculinidades en la ciudad; además es un espacio para que los hombres busquen ayuda cuando se encuentren en situaciones difíciles o sencillamente, cuando necesiten desahogarse.

La línea opera gratuitamente con el número 018000-423614 y es atendida por un grupo de ocho profesionales de la psicología, de lunes a viernes entre las 8:00 a.m. y las 8:00 p.m. y los sábados de 8:00 a.m. a 2:00 p.m. 

Foto: Secretaría de Cultura Recreación y Deporte

Adicionalmente, para aquellos hombres interesados en cambiar creencias o comportamientos asociados con el machismo, los celos y la violencia, la línea ofrece espacios de acompañamiento psicoeducativo que se agendan una vez por semana y se llevan a cabo mediante videollamadas.

Nicolás Montero, secretario de Cultura, Recreación y Deporte, precisó que “la Línea Calma es una propuesta para abordar desde la raíz, las masculinidades, que son todas esas construcciones sociales y culturales sobre lo que significa ser hombre y los mandatos que socialmente esto les impone. No podríamos pensar en una sociedad que erradique la violencia contra las mujeres y la violencia intrafamiliar, sin pensar primero en una transformación en la cultura, sin pensar en revisar nuestras masculinidades”.

Por su parte, Henry Murraín, director de Cultura Ciudadana de la Secretaría de Cultura, Recreación y Deporte, manifestó que “tener profesionales frente a los cuales uno va a sentirse seguro en su intimidad, en sus sentimientos y en su integridad como ser humano y tener garantizado que van a escuchar a con toda la atención y el conocimiento necesario, es una fuente de confianza frente a la cual seguramente muchos hombres estaremos dispuestos a llamar a la Línea Calma”. Foto: Secretaría de Cultura Recreación y Deporte

A la fecha en esta línea se han atendido a más de 1.200 hombres, de los cuales 108 se encuentran activos trabajando en procesos psicoeducativos.

Entre ellos se encuentra un hombre de 30 años, a quien identificaremos como ‘Diego’, para preservar su verdadera identidad.

'Diego' quien es chef de profesión, llamó inicialmente a la Línea Calma dado que tenía ideas sobre querer quitarse la vida, por diversos problemas que en ese momento está viviendo y aseguró sentirse vacío y sin ganas de vivir. Sin embargo, con el paso del tiempo, sus ideas de suicidio las ha podido contrarestar paulatinamente.

“Diego llamó a la línea puesto que presentaba conflictos con su pareja, por antecedentes que habían tenido, ella lo trataba de forma muy agresiva, lo culpabilizaba constantemente por las conductas de suicidio que ella había tenido”, asegura Andrés Suarez, psicólogo de la Línea Calma. Foto: Secretaría de Cultura Recreación y Deporte

Portal Bogotá contactó a 'Diego' quien admitió que recientemente se han suicidado y han fallecido personas cercanas a él, como amigos y familiares.

Además, nos confesó que, dentro de los principales motivos, se encuentran las constantes rupturas que ha tenido con su novia, quién trabaja como modelo erótica, sumadas a la violencia que se ha generado entre ambos, principalmente de tipo psicológico.

Él se siente culpable por los intentos de suicidio de ella y acepta haber incurrido en comportamientos agresivos, aunque también asegura haberlos recibido por parte de ella, siendo una situación que podría estallar en cualquier momento.

“No sabía cómo pedir ayuda, por como la sociedad te pueda juzgar. Decir que un hombre sufre, que un hombre llora, no está bien visto. Cuando llame a la Línea Calma, siempre pensé que no me iban a dar mayor importancia, mayor atención, pero quede sorprendido porque desde el primer momento que llame me recibieron muy bien”, afirmó 'Diego'.

Andrés Suárez, el psicólogo que lo acompaña en su proceso, asegura que “él tenía antecedentes de consumo de sustancias, pero con todas estas situaciones que se presentaron en su vida se volvió un poco más intenso. En las noches después de llegar de su trabajo, consumía sustancias toda la noche, viendo los videos webcam de su pareja”.

En este tipo de casos, explican los especialistas de la Línea Calma, se realiza una intervención en la que se parte de la importancia de asistir a un proceso psicoterapéutico, en el cual el usuario manifiesta su compromiso. 

Luego de esto, se realiza un plan de trabajo donde se proyecta el desarrollo de temas como son la masculinidad, comunicación afectiva, manejo de las emociones autoestima y proyecto de vida. Además, se promueve el proceso de movilizarse en conductas de autocuidado disminuyendo el consumo de sustancias y el generar mayor incremento de conductas protectoras, orientadas como alternativas para los pensamientos de conducta suicida.

“En el proceso que llevo en la Línea Calma he tenido un cambio radical. Me siento una persona totalmente distinta, ya me dedico de lleno a mi trabajo, a mi relación, también pienso mucho en mí, hasta la cosa más mínima la valoro y no descuido mi entorno personal y profesional”, indicó 'Diego', quien lleva dos meses trabajando este proceso de redefinir su masculinidad, su autoestima, la forma de comunicación. Foto: Secretaría de Cultura Recreación y Deporte

"Se empezó a trabajar con él desde esa masculinidad algo muy importante, el valorarse, el cuidarse, el liberarse de esa culpa, romper ese rol de protector, de cuidador. A partir de esto, él logró definir que también siente cosas, que él está en una situación de ser violentado por parte de ella", explica el experto quien le está brindado la ayuda psicológica.

“Quedé muy sorprendido con los profesionales con los que me he encontrado, porque yo también busque ayuda particular y puedo decir que me fue muchísimo mejor con la Línea Calma, porque los particulares te tratan de sacar los demonios, en cambio en la Línea Calma son más humanos”, afirmó 'Diego'.

“Con este proceso, él ha manifestado mayor movilización hacia su vida, con el tema del consumo no ha presentado consumo significativo, por lo menos ha consumido alcohol, pero no de la forma que lo hacía antes, lo ha hecho en un contexto social, pero no ha sido de forma adictiva, muy esporádicamente”, indicó Andrés, su psicólogo. Foto: Secretaría de Cultura Recreación y Deporte

Por último, 'Diego' les envió un mensaje a todos esos hombres que no se animan a llamar, a buscar una ayuda y prefieren dejarse llevar por sus emociones:

No hay que guardarse las cosas, no hay que dejar que se llene el vaso porque cuando se llena el vaso es cuando los hombres no razonamos y dejamos sacar nuestro animal interior, y ahí es donde se cometen los errores, asegura 'Diego', usuario y beneficiario de la Línea Calma. 

"Ahí es donde se comete el maltrato, donde se pierde la confianza, se pierde el respeto y pues el hecho de que seamos hombres también tenemos derecho a llorar, tenemos derecho a quejarnos, tenemos derecho a sentir, tenemos derecho a ser felices y a estar bien emocionalmente e interiormente", concluye.

Servicios de la Línea Calma 

Un espacio de escucha y asesoría para manejar situaciones emocionales de cualquier índole: ansiedad, depresión, preocupación por motivos económicos, soledad, problemas familiares, duelo amoroso, entre otros. 

Acompañamiento psicoeducativo con herramientas de cambio cultural y comportamental para que los hombres interesados puedan desaprender el machismo y se formen en aspectos claves para la convivencia pacífica y la prevención de las violencias, como la comunicación interpersonal, el manejo de emociones, la resolución pacífica de conflictos, entre otras.

¿Por qué una línea de escucha para hombres?

La Línea Calma tiene detrás una apuesta novedosa: transformar las ideas machistas que sostienen que la masculinidad no debe ser vulnerable, sensible, frágil, ni debe permitirse hablar abiertamente acerca de estas emociones, lo cual puede afectar positivamente la vida de millones de hombres en Bogotá. 

Además tiene como objetivo brindar a los hombres algunas alternativas para que conozcan los beneficios de pedir y recibir ayuda, así como otras formas de lidiar con el enojo, darle trámite a sus emociones y otras actitudes diferentes a los celos y el control. Esto, con el fin de que puedan transformar algunas creencias o problemáticas sobre el amor romántico y sostener relaciones más pacíficas y sanas con sus parejas y, en general, con las demás personas.

Situaciones más consultadas

Algunas de las situaciones emocionales por las que los hombres utilizan más la Línea Calma son las asociadas a las angustias que ha traído la pandemia; por no saber cómo manejar el duelo con los hijos o parejas que han fallecido; por no tener herramientas claras para ejercer una buena paternidad o no por saber cómo manejar los duelos amorosos.

También hay hombres que consultan sobre cómo mejorar sus relaciones laborarles de manera diferente o porque les cuesta tener jefes mujeres; también porque desaprender masculinidades o algunas prácticas agresivas cuando manejan.

  • El 30% de los hombres llaman a la Línea Calma por situaciones emocionales generales; tristeza, rabia, desesperanza, preocupación. 

  • El 21% de los hombres llaman a la Línea Calma por situaciones de violencia en pareja motivadas por celos.

  • El 11% obedece a llamadas de seguimiento para verificar el impacto de las asesorías.