Las claves de la recuperación de Capital Salud en la Alcaldía Peñalosa

Foto: Secretaría de Salud Foto: Secretaría de Salud
Publicado:
24
Mayo
2019

“Todavía está enferma, pero ya salió de cuidados intensivos”. De esta manera el secretario de Salud, Luis Gonzalo Morales, calificó el estado en el que la Alcaldía de Enrique Peñalosa recibió Capital Salud hace tres años y medio, y que, gracias a la buena gerencia, en 2018 ya generó utilidades por más de 106.000 millones de pesos, un hecho histórico desde que entró en funcionamiento la EPS de los bogotanos.

El secretario afirmó que en el 2015 la EPS de la ciudad mostró un deterioro de sus indicadores financieros con pérdidas acumuladas que superaban los 600 mil millones de pesos. Fallas en la entrega de autorizaciones y medicamentos a más de 1.200.000 afiliados, negación de servicios, restricciones en la garantía del acceso, oportunidad en la atención y aumento en las peticiones, quejas y reclamos, eran algunas de las quejas constantes de los usuarios.

Ante este panorama, en 2016 la Secretaría de Salud presentó a la Superintendencia de Salud, un plan de acción que consistía en un proceso de reorganización, capitalización, recuperación financiera y, lo más importante, una mejora en la atención a los usuarios.

Esta mejora para los usuarios incluyó la estabilización de la entrega de medicamentos, la apertura de nuevos puntos de dispensación y la ampliación de la red de prestadores de servicios de salud.

Los usuarios de esta EPS han sido los principales beneficiarios del nuevo Call Center para pedir citas médicas, que puso en servicio la Alcaldía de Bogotá desde 2018 y que busca que con tan solo una llamada puedan acceder a los servicios de salud.

Las claves de la recuperación de Capital Salud

1. Recuperación financiera. En 2015 pérdidas por $367 mil millones. Mientras que en 2018 ha generado utilidades por más de $106 mil millones.

2. Capitalización. La Alcaldía de Bogotá rescató financieramente a la EPS, capitalizándola a la fecha por $225 mil millones de pesos.

3. Reactivación en la entrega de medicamentos. Luego de la crisis presentada en 2015, se contrató un nuevo operador y se abrieron 10 puntos de entrega de fórmulas en Bogotá para comodidad de los afiliados, aumentando los indicadores cumplimiento de entrega para el 2018 al 99 %.

4. Ampliación de la red de prestadores de servicios. Con el fin de garantizar y aumentar la oportunidad en las especialidades de mayor demanda y difícil acceso, se pasó de contratar 74 prestadores de servicios de salud en el 2015 a 86 en el 2019.

5. Aumento en la prestación de servicios. Se pasó de prestar 5.989.198 servicios a los afiliados en 2015 a 8.859.564 en 2018, lo que representa un aumento del 47 % de atenciones.

6. Ajuste de la composición accionaria. Gracias a la capitalización, el Distrito asume el control del 97.8 % de acciones de la EPS.

7. Implementación de cajas rápidas en los Puntos de Atención. Para trámites de baja complejidad y rápida solución, se agilizaron los tiempos de atención y se redujeron los tiempos de espera en sala. (Autorizaciones de medicamentos POS, consultas especializadas y laboratorios no incluidos en PGP).

8. Implementación de autorizaciones y trámites en línea. A través de la página web los prestadores pueden realizar autorizaciones, eliminando trámites administrativos a los afiliados y optimizando los tiempos de respuesta.

9. Habilitación de 6 trámites en línea. Los afiliados a Capital Salud ahora pueden realizar sus trámites a través de la página web www.capitalsalud.gov.co sin salir de su casa, evitando filas, desplazamientos y gastos innecesarios.

10. Mejoramiento en los indicadores de salud. La EPS del Distrito ha superado en los últimos 3 años las metas establecidas en los indicadores de salud como son: planificación familiar, cáncer, joven y crecimiento y desarrollo.