Distrito intensifica acciones contra estructuras dedicadas al  sicariato

Acciones contra estructuras dedicadas al  sicariato Acciones contra estructuras dedicadas al  sicariato - FOTO:
Publicado:
3
Jul
2020
Escucha la noticia

La Secretaría de Seguridad de Bogotá reveló que tienen identificadas por lo menos 23 estructuras dedicadas al sicariato en la ciudad, de las cuales se han desarticulado 9 y hay 14 que son investigadas y serán intervenidas.

La ofensiva que realiza la Administración Distrital para lograr acabar con este delito, ha permitido determinar  que en un  2,1 por ciento de los barrios de Bogotá se comete el 31 por ciento de los homicidios. 

Según datos de la Secretaría de Seguridad, Convivencia y Justicia, en esos lugares está el 52 por ciento de las ollas que impactan negativamente la seguridad.

Las cifras de violencia acumuladas entre enero y junio de 2020, indican que en Bogotá hay 83 barrios ubicados en 7 localidades donde se concentran estos casos.

El secretario de Seguridad, Convivencia y Justicia, Hugo Acero, señaló la Policía identificó 441 ollas, de las cuales 232 están localizadas en Ciudad Bolívar, Kennedy, Rafael Uribe, Bosa, Suba, Mártires y San Cristóbal.

Debido a este tipo de criminalidad durante este semestre los homicidios aumentaron en 2 por ciento y el hurto a bicicletas en un 20 por ciento comparado con el mismo período de 2019.

Los datos oficiales indican que en el acumulado del primer semestre de 2020, en la ciudad se cometieron 494 homicidios, es decir un 2 % más frente al mismo periodo del 2019 cuando se presentaron 486 casos. 

Se sabe que el 64 % de los homicidios se comente los viernes, sábados y domingos; que el 73 % se presentan entre las seis de la tarde y la media noche, el 78 % suceden en la vía pública y el 12 % dentro de las viviendas.

El Distrito ha acordado acciones concretas para enfrentar la delincuencia en la ciudad en esos puntos críticos que ya están identificados y georreferenciados, y sobre los cuales se van a concentrar las acciones conjuntas entre Policía, Fiscalía y la Administración Distrital.

Con estas acciones se busca desarticular estructuras criminales identificadas en estos territorios, a través de operaciones de inteligencia e investigación criminal y mejoramiento del servicio de vigilancia policial con cuadrantes dinámicos de cercanía con la ciudadanía. La línea 123 será fundamental para la recepción de incidentes y orientación de la operatividad.

Las Líneas de Contención del Delito para lograr una Bogotá Segura y sin Miedo estarán apoyadas por el direccionamiento del servicio de Policía; cinco equipos de actuación integral contra el crimen; los cuadrantes dinámicos; una Intervención Operativa Focalizada, y las zonas de contención contra el hurto. Además de un programa de desarme con requisas permanentes, donde los policías contarán con detectores de metales.

Delitos de alto impacto que bajaron 

La Secretaría de Seguridad informó que otro tipo de delitos de alto impacto han presentado bajas en los primeros seis meses de este año.

El hurto a personas pasó de 60.794 el año pasado a 38.840 este año con una disminución del 36 %. El hurto a celulares bajó en un 29 %, pasando de 30.457 a 21.541 casos para el mismo período.

Las lesiones personales que suelen presentarse en el espacio público, también han presentado una disminución importante del 43 %, pasando de 12.362 en 2019 a 7.026 casos en los primeros seis meses del 2020, cifra que venía disminuyendo antes del Simulacro Vital y la cuarentena.

Así mismo, el hurto al comercio, que en las últimas semanas ha presentado casos de impacto como el de una joyería en el Centro Comercial Gran Estación, tiene una disminución del 51 %, pasando de 9.895 en 2019, a 4.884 casos en 2020. Mientras que el hurto a residencias cayó en un 37 %, al pasar de 5.060 a 3.203 casos en los primeros seis meses de este año.

En cuanto a los delitos del parque automotor también han tenido una reducción en este semestre de 2020. El hurto a automotores disminuyó en un 27 % al pasar de 1.825 a 1.332 casos, y el hurto a motocicletas se redujo en un 31,2 % pasando de 2.014 casos en 2019, a 1.386 frente al 2020.