“El Festival de Verano es la fiesta de Bogotá y así lo tenemos que asumir”

Hombre blanco de cabello negro vestido de saco y corbata posa sonriente. "Invito a la ciudadanía a vivir este Festival de Verano con tolerancia y buen comportamiento, sintiéndose orgullosos de tener, como bogotanos, una de las mejores fiestas del país."
Publicado:
5
Ago
2019

Por: Orlando Molano, director del IDRD.

Integración, igualdad y felicidad. Esas son las tres palabras que se me vienen a la mente cuando pienso en el Festival de Verano, un evento del que debemos sentirnos orgullosos los bogotanos y quienes llamamos a esta ciudad nuestro hogar. Así como Barranquilla tiene su Carnaval y Medellín, su Feria de las Flores, Bogotá tiene un evento único con más de 200 actividades.

Uno de los aspectos que resalto del Festival es que trae eventos gratis por los cuales la gente habitualmente debe pagar. Una boleta para ver a los artistas que hacen parte de nuestros conciertos cuestan mucho, nosotros se los traemos gratis a los bogotanos. Lo mismo sucede con las carreras atléticas, o el curso de buceo; ¡en el Festival de Verano todo esto y más se puede disfrutar sin pagar un peso! ¡Hacer felices a los bogotanos nos llena de orgullo!

Pero no son las únicas actividades que disfrutaremos, con el equipo del Instituto Distrital de Recreación y Deporte hemos trabajado intensamente para ofrecer a la ciudadanía más eventos. Ejemplo de ello es un mega tobogán de más de 300 metros que se instalará en la carrera 50 entre calles 26 y 44 el próximo 7 de agosto. Este es, de hecho, uno de mis eventos favoritos.

En el Parque de los Novios, y por los nueve días del Festival, tenemos Mundo Magic, cinco zonas donde los asistentes podrán patinar sobre hielo, lanzarse en una atracción de caída libre y disfrutar de un gran cine domo. Para los niños creamos una mega granja en el Parque Simón Bolívar con conejos, llamas, ponys y más animales con los que ellos podrán interactuar.

Hemos mejorado año tras año para hacer de este el mejor Festival de Verano hasta ahora. Trajimos actividades nunca antes vistas en Bogotá como el tobogán gigante, el ciclopaseo bicentenario que se realizó desde el parque Simón Bolívar hasta el Puente de Boyacá y muchas otras más.

Este año, como en anteriores versiones, pusimos en servicio el Bus de la Felicidad, que hace recorridos circulares por los escenarios en donde se desarrollan las actividades. También seguiremos con el préstamo de bicicletas.

Instalamos tótems con información para los asistentes, señalización más clara y llamativa, un cuadernillo explicativo y, por si fuera poco, estamos estrenando la aplicación (APP) Eventos IDRD en la que está toda la información del Festival y, cuando el evento acabe, encontrarán la programación de recreación y deporte que diariamente tiene el Instituto.

A nosotros en el IDRD nos deja una inmensa satisfacción organizar el Festival de Verano para todos los bogotanos. Es un orgullo ver a miles de familias felices, a amigos que se reúnen a disfrutar de las más de 200 actividades que tenemos para todos.

Nunca olvidaré a una señora que vi en un concierto de una edición pasada que bailaba feliz con la ayuda de su caminador con ruedas. Estos espacios logran que las personas se despreocupen por unas horas y se dediquen a disfrutar de la recreación y el deporte.

Invito a la ciudadanía a vivir este Festival de Verano con tolerancia y buen comportamiento, sintiéndose orgullosos de tener, como bogotanos, una de las mejores fiestas del país. El Festival de Verano es la fiesta de Bogotá y así lo tenemos que asumir todos los que vivimos acá.