¿Por qué el metro de Bogotá será elevado?

Así será la estación central del Metro de Bogotá - Imagen de referencia.

Así será la estación central del Metro de Bogotá - Imagen de referencia.

Lee antes de compartir:
28•Jun•2019
Publicado por: Jose Luis Martínez
28•Jun•2019
Publicado por: Jose Luis Martínez

Esta es la pregunta que muchos se hacen hoy en Bogotá, y para responderla hay que ir al estudio que se hizo en el año 2015 por exigencia del Gobierno Nacional y realizado por la firma SENER.

En este estudio se evaluaron criterios ambientales, impacto de obras, impacto urbano, experiencia del usuario, beneficios sociales, financieros y los riesgos que trae construir el metro elevado.

La suma del análisis de todos esos criterios concluyó que la tipología en viaducto o elevada es la más conveniente para Bogotá. La alternativa seleccionada es la que ofrece mayores beneficios y menores efectos negativos.

También le puede interesar: Un metro amigable con el medio ambiente

Gracias a los estudios geológicos realizados se hizo evidente el grave riesgo de construir bajo tierra.

Habría sido necesario abrir una zanja de más de 20 metros de profundidad desde la calle 50 hacia el norte, a todo lo ancho de las carreras 13 y 11 en las estaciones, con altos costos y riesgos de desestabilización de edificaciones, desecamiento e interrupción de redes de servicios públicos.

Por otra parte, el componente económico es fundamental. Estos son algunos de los hallazgos más importantes:

  • Con lo que se construye un kilómetro de metro subterráneo se pueden construir 1,48 kilómetros de metro elevado. Genera ahorros de US$ 61 millones por cada kilómetro.
  • El costo de operación del metro elevado es 28% menor que el subterráneo. No requiere ventilación mecanizada ni bombeo para extracción de aguas;  solo iluminación nocturna.
  • El metro elevado se puede construir más rápido porque las vigas se pueden prefabricar en un taller y luego se instalan rápidamente sobre las columnas, incluyendo las estaciones. La construcción de 20 km elevados permite reducir los tiempos de obra de 66 a 40 meses. Los tiempos de instalaciones electromecánicas son similares y añaden 6 meses al programa de obra.
  • La obra del metro elevado presenta menores riesgos constructivos en Bogotá. Los riesgos valorados de la solución subterránea se relacionan con la excavación por debajo de cuerpos de agua y la desecación del suelo, que en Bogotá produciría asentamientos en las edificaciones hasta a varias cuadras de distancia.
  • Los riesgos operativos también se tuvieron en cuenta. En trenes bajo tierra es más complejo el manejo de emergencias como incendios, accidentes y trenes varados.