¿Qué es el Centro de Atención Jurídica para la Protección y el Bienestar Animal?

Conoce el Centro de Atención Jurídica para la Protección y el Bienestar Animal Desde hace seis meses, el Centro de Atención Jurídica, ha atendido a más de 200 requerimientos de la ciudadanía. Foto: IDPYBA
Publicado:
25
Nov
2021
Escucha la noticia

Cualquier ciudadano de Bogotá puede hacer una consulta, elevar una petición o entablar una denuncia sobre acciones u omisiones que involucran animales que habitan en el Distrito ante el Centro de Atención Jurídica para la Protección y Bienestar Animal.

Te invitamos a leer este abecé para que conozcas cómo este Centro orienta a los ciudadanos frente a situaciones o conflictos que tienen que ver con animales:

¿Qué es?

El Centro de Atención Jurídica para la Protección y Bienestar Animal es un grupo de trabajo del Instituto Distrital de Protección y Bienestar Animal (IDPYBA) que hace parte de la Oficina Asesora Jurídica.

¿Qué servicio presta?

Acoge las consultas, peticiones y denuncias de los residentes de Bogotá para ofrecerles orientación jurídica con respecto a situaciones en torno a los derechos de los animales, los deberes de sus cuidadores y la responsabilidad de la comunidad. 

¿Qué costo tiene?

Es gratuito. 

¿Quiénes prestan este servicio?

Un grupo de profesionales del IDPYBA en alianza las facultades de derecho de diversas universidades en Bogotá, a través de sus consultorios jurídicos. Por parte del IDPYBA hay un equipo conformado por cerca de 15 especialistas, entre abogados, veterinarios, biólogos, etólogos y filósofos que hacen parte de la Oficina Asesora Jurídica y las subdirecciones de Cultura Ciudadana y Atención a Fauna. Entre tanto, de parte de la academia, el servicio está a cargo de estudiantes de último año de las facultades de derecho que desarrollan sus actividades en los consultorios jurídicos universitarios, con la guía de profesores y miembros del equipo IDPYBA.

¿Cuándo entró en funcionamiento?

Desde hace seis meses, y al cabo de este tiempo hemos podido atender más de 200 requerimientos de la ciudadanía; así mismo, el equipo especializado en derecho animal del IDPYBA ha capacitado a 250 estudiantes de derecho de último año y docentes, de las universidades aliadas en la prestación de este servicio. 

¿Qué universidades participan?

En esta primera etapa contamos con la participación de las siguientes instituciones de educación superior:

1.Corporación Universitaria Republicana
2.Universidad Libre 
3.Universidad Cooperativa de Colombia
4. Universidad de los Andes. 

En el primer semestre del próximo año tenemos previsto capacitar a miembros de otras universidades para fortalecer sus propios consultorios jurídicos en derecho animal. 

¿Cómo se accede a este servicio?

Hay dos rutas de acceso:

1. IDPYBA: el ciudadano acudir directamente a nuestro Instituto para presentar sus consultas, peticiones, quejas o denuncias, de manera virtual a través del correo  atencionjuridica@animalesbog.gov.co. El equipo de la Oficina Asesora Jurídica le brindará la orientación jurídica, según el caso, y, de ser necesario, lo remitirá a uno de los consultorios jurídicos de las universidades aliadas, donde podrán gestionarse diversas acciones legales y activarse los mecanismos de resolución de conflictos, bajo la guía y orientación de los abogados del IDPYBA y los profesores de cada institución académica. 

2. Consultorios jurídicos de las universidades: la persona interesada en el servicio puede ir a uno de los consultorios jurídicos aliados para recibir orientación jurídica sobre derecho animal y resolver sus conflictos, presencial o virtualmente, conforme a las políticas de cada universidad.

¿Cómo se complementa y se potencializa el trabajo que venía realizando el IDPYBA?

Desde nuestra creación, en 2016, hemos orientado a los ciudadanos con información de tipo jurídico para que puedan tener una directriz frente a una situación o conflicto que involucra animales, y una posible solución al mismo. Hoy queremos ampliar la administración de justicia distrital y ofrecerles, a través de los consultorios jurídicos, herramientas ejecutables y necesarias para la protección y el bienestar animal. En ese proceso, vincular a la academia es fundamental para fortalecer ese apoyo efectivo a los habitantes de Bogotá. Adicionalmente, nos complace ser agentes del conocimiento en la formación de futuros profesionales del derecho en todo lo relacionado con protección y bienestar animal.

Conoce un caso de éxito

El caso más reciente ocurrió el 19 de noviembre. Ese día, uno de nuestros abogados del Centro de Atención Jurídica para la Protección y el Bienestar Animal y uno de los veterinarios de nuestro Escuadrón Anticrueldad hicieron el acompañamiento de la entrega de Sparrow a su propietaria. Este perro había sido rescatado por una ciudadana que lo encontró deambulando por la calle el pasado 17 de octubre, en la localidad de Usaquén.

Al día siguiente, esta persona lo llevó a la casa de una proteccionista, donde el animal presentó vómito y diarrea. Sparrow fue llevado entonces a un centro veterinario, donde le diagnosticaron gastroenteritis. Allí permaneció hasta el 20 de octubre, cuando, por los altos costos médicos y de hospitalización, su tutora decidió trasladarlo a otra veterinaria para continuar con el tratamiento y los cuidados que requirió hasta el 26 de octubre, día en que fue dado de alta. 

Durante ese tiempo, la propietaria de Sparrow puso avisos por redes sociales notificando la pérdida de su perro, mientras que la rescatista también anunció por redes que había acogido a un animal encontrado en la calle. Cuando ambas personas se conectaron, se generó un conflicto entre las partes pues la persona que lo tenía en su custodia esgrimía que el perro había sido encontrado en un parque solo y en deficientes condiciones de salud y que, por ello, tuvo que acudir a atención veterinaria prioritaria. En medio de esa desavenencia entre las partes la proteccionista elevó una consulta al CAJPYBA sobre si era procedente la devolución del animal a la persona que decía ser su propietaria, teniendo en cuenta los antecedentes. 

Uno de nuestros abogados atendió el caso y orientó a esta ciudadana. Y fue así como el 19 de noviembre, en la Alcaldía Local de Usaquén, se acompañó ese proceso de entrega, previa verificación de las condiciones de salud del animal y la comprobación de su vínculo emocional con quien reclamaba ser su cuidadora original. En el proceso, el equipo del IDPYBA hizo recomendaciones sobre tenencia responsable y acordó que se haría seguimiento del caso para comprobar que Sparrow goce de las cinco libertades de todo animal (libre de hambre, sed o desnutrición; libre dolor o malestar físico injustificado; libre de enfermedades causadas por negligencia o descuido del cuidador; libre de temor y estrés, y libre para manifestar su comportamiento natural).