¿Cuál es la efectividad de la vacuna AstraZeneca contra COVID-19?

Imagen de vacunación. La Secretaría de Salud recuerda a la ciudadanía que la mejor vacuna contra COVID-19 es la que esté disponible, puesto que todas previenen muerte y gravedad a causa del virus. FOTO. Secretaría de Salud.
Publicado:
17
Ago
2021
Escucha la noticia

Todas las vacunas disponibles contra COVID-19 en Bogotá (Janssen, Pfizer, AstraZeneca y Sinovac) han pasado por previos estudios científicos que han demostrado su efectividad y seguridad a la hora de ser aplicadas a la población. Desde esta perspectiva, Portal Bogotá consultó a los expertos para dar claridad, en esta ocasión, sobre la seguridad y eficacia de la vacuna AstraZeneca contra el virus.

La vacuna AstraZeneca es producida por la farmacéutica Astrazeneca-SKBio de la República de Corea y el Serum Institute de la India, requiere dos dosis de aplicación, vía intramuscular, con un intervalo de tiempo de hasta tres meses entre cada dosis; cumple con sus tres fases de estudio, según como lo establece la comunidad científica, y se ha probado en 29 países.

¿AstraZeneca es una vacuna segura y eficaz?

En términos de eficacia, varios estudios del Reino Unido han demostrado un grado de protección de la vacuna AstraZeneca de hasta el 74 %, en Brasil del 62 % y en los Estados Unidos del 72 %, así lo explicó María del Pilar Lemos, experta en salud pública de la Universidad Johns Hopkins e inmunología de la Escuela de Medicina de la Universidad de Pensilvania.

Imagen de Astrazeneca
Estos son los porcentajes de eficacia de la vacuna AstraZeneca comprobados en países como Reino Unido y Sudáfrica. Foto: Primer Encuentro Latinoamericano de Vacunas Anti-COVID-19.

"La eficacia de AstraZeneca y de todas las demás vacunas está comprobada mediante estudios previos, de tres fases, en los que se vacuna a miles de personas voluntarias y mediante los cuales se comprueba que los biológicos son seguros y eficaces contra la enfermedad de la COVID-19, antes de implementar un programa de vacunación masiva de la población", precisó Lemos.

Según estudios en el Reino Unido, se conoce que 21 días después de la aplicación de la primera dosis de AstraZeneca hay una protección del 66 %, mientras que del día 21 al día 90, después de la primera dosis, la protección aumenta a un 76 %. También se demostró que luego de la aplicación de la segunda dosis de Astrazeneca, ésta puede conferir hasta un 82 % de protección contra el COVID-19.

La Organización Mundial de la Salud, OMS, incluyó dos versiones de la vacuna AstraZeneca en su lista de uso de emergencia contra COVID-19 y dio luz verde para distribuirlas a nivel mundial a través del mecanismo COVAX, luego de evaluar los datos de calidad, seguridad, eficacia, los planes de gestión de riesgos y la viabilidad de la vacuna, como por ejemplo, los requisitos relacionados con la cadena de frío.

A su vez, la OMS confirmó que la vacuna AstraZeneca/Oxford AZD1222 tiene una eficacia del 63,09 % contra el desarrollo de infección sintomática por coronavirus y aclaró que los intervalos más amplios entre cada dosis, del rango de 8 a 12 semanas, están relacionados con una mayor eficacia de la vacuna.

Por su parte, la Agencia Europea de Medicamentos, EMA, también revisó y aprobó el uso de AstraZeneca, luego de evaluar de manera exhaustiva los datos de calidad, seguridad y eficacia de la vacuna. La EMA es la entidad que garantiza la evaluación científica, la supervisión y el seguimiento de la seguridad de los medicamentos de uso humano y veterinario.

¿Qué sirve para protegerse del virus?

Gabriela Delgado, bacterióloga, PhD en Ciencias Farmacéuticas y profesional de Secretaría de Salud, explica que todas las vacunas disponibles están desarrolladas para evitar el desarrollo grave de la enfermedad, el ingreso a una Unidad de Cuidados Intensivos o correr el riesgo de morir a causa del SARS-coV-2, virus que produce la COVID-19.

Delgado recordó que las vacunas no evitan que las personas se contagien con el virus pero que sí disminuyen en gran medida el riesgo de fallecer o agravarse a cuenta del virus y hace énfasis en la importancia de continuar aplicando las medidas de bioseguridad, aún después de vacunarse, con el objetivo de contener y prevenir nuevos contagios.

Además de acceder a las dos dosis de vacuna contra COVID-19, las recomendaciones de cuidado siguen siendo las mismas, tanto para quienes reciban la vacuna como para quienes esperan su turno, con el propósito de controlar y mitigar los contagios:

✔️ Uso correcto de tapabocas, cubriendo nariz, boca y mentón.

✔️ Lavado de manos continuo con agua y jabón.

✔️ Mantener distanciamiento físico de al menos dos metros, en lo posible.

✔️ Ventilar los espacios cerrados y evitar aglomeraciones o reuniones con quien no se convive.