10 hitos de la descarbonización y movilidad sostenible en Bogotá

Persona en una patineta. La meta es reducir las emisiones en un 15% para el 2024, en 50% al 2030 y obtener la neutralidad en carbono en 2050. Foto: Prensa Movilidad
Publicado:
5
Jun
2021
Escucha la noticia

Esta semana se aprobó en el Concejo de Bogotá el proyecto de acuerdo “Por medio del cual se impulsa la movilidad sostenible y la electrificación de la flota de transporte público para enfrentar la emergencia climática en Bogotá”. Este impulso por parte del concejo se une a los esfuerzos que ha realizado la administración distrital por descarbonización la capital de Colombia y mejorar la calidad del aire, reducir el uso de combustibles fósiles e incentivar los modos de transporte limpios con más espacio público y en vía.

A su vez, TransMilenio da importantes pasos en la adquisición de buses cero emisiones y la ciudad se consolida como la urbe con la mayor flota eléctrica después de varias ciudades chinas, en 2020 se aprobó en el Concejo de Bogotá una declaratoria de emergencia climática y se proyectó un POT que integra la región y cuya funcionalidad gira en torno a la estructura ecológica principal y la red metro eléctrica y cero emisiones.

En 2021, se divulgan el Plan de Acción Climática y la Política Pública de la Bicicleta y, mediante el proyecto de acuerdo 127 de 2021, se logra un acuerdo en el Concejo para contratar exclusivamente flota eléctrica en las licitaciones para nueva flota en la capital.

Estos son los principales hitos en materia de descarbonización y movilidad sostenible en Bogotá:

1. Plan de Desarrollo: una Bogotá reverdecida y con un modelo de movilidad multimodal y sostenible

Bogotá está comprometida con la descarbonización del transporte desde su Plan de Desarrollo “Un nuevo contrato social y ambiental para la Bogotá del siglo XXI”, particularmente en la articulación de los propósitos 2 (“Cambiar nuestros hábitos de vida para reverdecer a Bogotá y adaptarnos y mitigar la crisis climática”) y 4 (“Hacer de Bogotá un modelo de movilidad multimodal, incluyente y sostenible”).

Para ello, se adelantan estrategias con metas claras: 15 % en reducción de emisiones de gases efecto invernadero en el marco del Plan de Acción Climática y una reducción del 10 % en la concentración de material particulado PM10 y PM2.5 a través del Plan de Gestión Integral de la Calidad de Aire de Bogotá 2030. De igual manera, se busca aumentar a 6.500 los vehículos de cero y bajas emisiones en el parque automotor de Bogotá, incluyendo la implementación de 20 puntos públicos de carga rápida”.

2. El POT y la descarbonización

El POT tienen como pilares fundamentales la constitución de la red de metros, después de años de contaminación y la dependencia del bus, y un sistema peatonal que conecte a las personas con todos los espacios de la ciudad de manera segura. En ese orden, el modelo de ocupación se soporta en las definiciones de los trazados de los corredores de alta capacidad de transporte - red férrea urbana y regional con cuatro líneas de metro, seis cables aéreos (uno con conexión a La Calera y otro a Soacha) y la conexión de los Regiotram de Occidente y del Norte.

La estrategia continua con 28 corredores verdes, 218 kilómetros de red peatonal mejorados, 564 kilómetros de infraestructura para la bicicleta y micromovilidad construidos; promoción del transporte público eléctrico y el de carga a gas, dejando progresivamente el diésel; manejo de residuos y separación en la fuente; construcción sostenible y localización de actividades y servicios entorno a los sistemas de transporte masivo y cerca a las personas.

Corredores verdes y su contribución

Los corredores verdes buscan aumentar las condiciones de calidad para los viajes peatonales. Contemplan infraestructuras para que las personas caminen cómodas y seguras, con un paisaje y un ambiente urbano verde arborizado, con espacios para que las personas se encuentren, permitan su integración y potencien la inter y multimodalidad en los corredores con cicloalamedas, metro, RegioTram y de alta capacidad.

3. Compromisos con la Red de Ciudades C40

Bogotá, en julio de 2020, adhirió a dos de las declaraciones de la red C40:

“Calles libres de combustibles fósiles”

Menos uso de vehículos y más peatones, ciclistas y usuarios de transporte público y compartido. Iniciar la transición hacia vehículos de cero emisiones, políticas de planeación urbana, adquisición de vehículos con cero emisiones para la flota de la ciudad.

“Ciudades por un aire limpio”

Plan de Gestión Integral de la Calidad del Aire de Bogotá 2030, cuyo principal objetivo será dar cumplimiento a las metas nacionales, así como implementar políticas y programas que aborden las causas de contaminación en la ciudad.

4. Plan de Accción Climática

Es una hoja de ruta para que en los próximos 30 años Bogotá cumpla las metas de mitigación y adaptación al cambio climático y se firmó el pasado 21 de abril. La meta es reducir las emisiones en un 15% para el 2024, en 50% al 2030 y obtener la neutralidad en carbono en 2050.

El PAC deberá ser actualizado periódicamente por las futuras administraciones. Uno de los pasos más importantes se dio el 31 de mayo con la aprobación del proyecto de acuerdo para impulsar la impulsar la movilidad sostenible y la electrificación de la flota de transporte público.

5. Proyecto de acuerdo 127 de 2021: un impulso a la movilidad sostenible

El proyecto de acuerdo recién aprobado en el Concejo establece metas aún más ambiciosas y específicas que las consignadas en la Declaratoria de C40: el Distrito Capital no podrá dar apertura a procesos de contratación de transporte público cuya base de movilidad esté soportada en el uso de combustibles fósiles a partir del 2022, de transporte oficial de pasajeros a partir del 2023 y los buses nuevos para el transporte de pasajeros y las demás tipologías vehiculares cuyo fin sean las funciones de campo a partir del 2027; la flota oficial del Distrito para transporte de pasajeros será 100% eléctrica a partir del 2030; en 2022, se deberán establecer los lineamientos de un esquema de responsabilidad extendida del productor y/o comercializador en la corriente de Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos.

Patinetas y bicicletas

Mediante el proyecto de Acuerdo 127 de 2021 se promueve el uso de patinetas y bicicletas compartidas, estableciendo los lineamientos para la prestación del servicio de alquiler de estos sistemas. Así se obtuvo el soporte normativo que permitirá lanzar una licitación para la implementación de un sistema de bicicletas compartidas con estaciones, que se espera publicar el segundo semestre de 2021.

6. Incentivos o estímulos para descarbonizar el transporte

Bogotá está trabajando en la formulación de la Política Pública de Movilidad Motorizada de Cero y Bajas Emisiones que incluye el desarrollo y promoción de esquemas de incentivos y desincentivos económicos y no económicos.

Entre los incentivos tributarios, se destacan descuentos en aranceles, SOAT, impuestos de propiedad/circulación, tasas verdes de entidades bancarias que tienen créditos de hasta el 110%. En cuanto a los no tributarios, los vehículos eléctricos están exentos de restricciones de circulación y cuentan con parqueaderos preferenciales. Se estudia la implementación de infraestructura de recarga de vehículos eléctricos en espacio público, fondos de reposición y chatarrización, tarifas preferenciales en estacionamientos para vehículos eléctricos, cobros inteligentes, carriles preferenciales, entre otros.

7. Movilidad peatonal

Con respecto al incentivo de la movilidad de los peatones se han planteado cuatro estrategias de intervención que promueven la caminata como un modo alternativo que reemplace lo viajes realizados en vehículos mixtos contaminantes: Andenes Emergentes, Resignificación de Vías Peatonales, Cruces Seguros y Barrios Vitales, todas orientadas a asignar más espacio público a estos actores viales, garantizando su seguridad y comodidad.

8. Política Pública de la Bicicleta

Con la Política Pública de la Bicicleta se incentiva el uso de este modo de transporte que reduce drásticamente la huella de carbono de cada ciudadano dentro de la movilidad. Su objetivo es mejorar las condiciones físicas, socioeconómicas y culturales de la ciudad para el uso y disfrute de la bicicleta con mayor seguridad vial y personal, una cultura de la bici y que la ciudad se convierta en un polo productor de bicicletas.

9. TransMilenio: una referencia internacional

Según Felipe Ramírez, gerente de TransMilenio, el sistema BRT de Bogotá “ha sido un referente nacional e internacional en la implementación de tecnologías con los mejores estándares de desempeño ambiental y en términos de descarbonización”.

En la actualidad, se ha logrado la contratación de 1.485 buses eléctricos de batería de los cuales se encuentran en operación 483, y los restantes ingresarán de manera progresiva durante el 2021 e inicios de 2022. El sistema cuenta con cuatro (4) patios para el soporte de la flota eléctrica (suministro de energía eléctrica, lavado, mantenimiento). Se estima que con la operación de estos buses eléctricos se reducirán cerca de 94.300 toneladas de CO2 al año.

10. Metro de Bogotá: la consolidación de la movilidad eléctrica

El metro de Bogotá es una realidad, ya que este año logró confirmase que llegará hasta Suba y Engativá y que se desarrollará a lo largo del corredor de la calle 72 y tomando luego la avenida Ciudad de Cali.

Con esta línea, se beneficiarán cerca de 2 millones de personas en ambas localidades donde además de tener una alta densidad poblacional, hay  insuficiente oferta de transporte público masivo. 

Con el metro en la ciudad se contribuye a la reducción de contaminantes locales (NO2, CO, SO2, PM 2.5), lo cual ayudará a mejorar la calidad del aire. Además de los beneficios como la reducción de los tiempos de viaje y mejora de la calidad de vida de los bogotanos.

A febrero de 2021 se evidenció un incremento en la adquisición de vehículos matriculados eléctricos e híbridos en la capital (2.342 y 2.601 unidades respectivamente), esto se suma al incremento de la flota de buses eléctricos (483 buses operando de los 1.485 buses adjudicados), 39 taxis eléctricos que circulan en las vías. La movilidad en Bogotá ha dado un viro a la sostenibilidad y continuará por esta senda de manera acelerada.